Mataté, té con actitud.

Por Fran.-

Que sirve para quemar grasa y ayuda a relajarte. Que sólo se toma a la hora de la once. Que es para viejitos. Que es una moda de hispters. Son estas algunas de los frases más escuchadas sobre el consumo de té en la actualidad.

Sin embargo hay quienes defienden la idea de que tomar té es algo de gusto, y no tiene que ver con ninguna razón especial. Simplemente es algo rico que se puede consumir a cualquier hora y por cualquier persona, desde un budista hasta un metalero, y desde un motoquero hasta un poeta. Sólo es cuestión de actitud.

En el caso de Pausa, nos encanta el té, y si esto viene en un formato de emprendimiento y mucha motivación, más nos encanta. Por esta razón hoy queremos hablarles de Mataté, una microempresa de mezclas de té gourmet, donde la clave es la actitud.

Según Jorge Cancino, su creador, Mataté nació del gusto personal de preparar té mezclado con cosas típicas como canela y naranja, y de la casualidad de que amigos probaran esas mezclas, quienes le reconocieron su buena mano para el rubro. Tuvo que pasar algún tiempo antes de tomarse en serio la idea, lo que finalmente ocurrió y con mucho éxito.

Como todo emprendimiento, al principio no fue fácil. Primero tuvo que buscar socios que lo apoyaran; hoy son tres los emprendedores: Jorge, Cristóbal y Jaime. Luego vinieron los primeros aprendizajes. Se dieron cuenta que más allá del capital, lo importante era el tiempo que se necesitaba para sacar adelante la idea; de todo esto lo fundamental es estar conscientes de que “los emprendimientos de fin de semana no funcionan”.

Igual de importante fue contar con el apoyo de las personas indicadas, quienes los ayudaron a sortear con éxito los baches de la inexperiencia. En ese sentido, la ayuda de una amiga sommelier fue fundamental para decidir cuáles serían los sabores finales de la marca. Del mismo modo, la opinión que les dieron desde la reconocida marca de té, La Tetería, -quienes llevan años de experiencia en el rubro- les sirvió para seguir creyendo en su proyecto y de paso contar con un proveedor de té de la más alta calidad.

Jorge: “Fue mucho de ensayo y error. También fue mucha investigación antes de comenzar. Conocer, por ejemplo, sobre cómo secar frutas, lo cual es todo un mundo, con muchas técnicas. También la búsqueda de socios era importante, hasta que logré tener el apoyo de dos amigos que creyeron en la idea y me apañaron. Así comenzamos a hacer las primeras mezclar con té de supermercado. La familia fue la que nos ayudó a probar y opinar sobre nuestros primeras mezclar”.

IMG_0466
El producto final de Mataté

Después de todo este recorrido –tres años aproximadamente- hoy Mataté es una empresa ya establecida. Cuentan con una página web –muy estilosa, por cierto-, a través de la cual hacen los pedidos para distribuir a todo Chile.

Pero Mataté no es una marca más de té. Su novedad, como lo decíamos al principio, es la actitud con que se toman, literalmente hablando, el té. Porque el té no es solamente algo bueno que inspira a las personas románticas y serenas. Es algo cool, que “no te cambiará la vida, pero sí te ayudará a disfrutar de un sabor original”. ¿Y cuáles son esos sabores?

En Mataté apuestan por la curiosidad. Fue así como llegaron a los cinco sabores que hoy dan vida a la marca: Verano Naranja, mezcla de té verde Pinhead Gunpowder “Temple of Heaven”con naranja; Mojito, mezcla del té verde Pinhead Gunpowder “Temple of Heaven” con limón y menta; Fresa Salvaje, mezcla de té negro Ceilán con frutilla; Betacaroteno, mezcla de té negro de Yunnan (té ahumada proveniente de la provincia de Yunnan, al sur de China) con zanahoria y naranja; y  Roto Picante, mezcla de rooibos con ají verde.

Por supuesto, algo que no deja de llamarnos la atención, es el nombre de la marca. Sobre eso Jorge señala que un día, mucho antes de la opinión de los amigos y de aventurarse en esta empresa, tomando té con uno de sus actuales socios, tiró la talla: “si un día tengo una empresa de té, le pondría Mataté”. Y cuando llegó la idea, el nombre ya estaba listo.

Además de lo cool que puede ser tomar té, también hay algo de identidad que los chicos de Mataté quieren transmitir. Si bien la materia prima principal proviene de China, reconocen que han sido conscientes en hacer uso de los recursos locales que obtienen del valle de Aconcagua, lugar de residencia de la empresa. De esta forma, todo el proceso de secado artesanal se realiza en la zona y con productos de la zona. Por eso Mataté es un té cool que tiene todo el olor y el color de Aconcagua.

¿Te interesa conocer y probar Mataté?, entonces tienes que visitar su página web www.matate.cl. Y si te encuentras en la ciudad de Los Andes, puedes hayar sus productos en el restaurante Chaski, ubicado en la comuna de San Esteban.

IMG_0467
Mataté es pura actitud.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s